Cómo superar nuestros miedos

Desde MA Psicólogos, hoy  vamos a tratar uno de los grandes temas, el miedo. Porque, no nos engañemos, todos tenemos (en mayor o menor medida) miedos. Cierto que sean de distinta índole y gravedad, pero en el fondo, todos y cada uno de nosotros tememos algo en concreto, algún tipo de situación, etc.

Algo fundamental en este punto es reconocer que tenemos miedo. Y no sólo eso, sino darnos cuenta de qué razones se esconden detrás de esto, qué nos ha ocurrido y cuáles son los motivos reales de este miedo. Con este ejercicio lo que intentaremos es aceptar nuestro miedo y no avergonzarnos de él. Tenemos miedo, lo sabemos y queremos superarlo; veamos qué podemos hacer a partir de este momento.

El miedo tiende a paralizarnos y no dejarnos avanzar. De modo que nos quedan dos alternativas: continuar sin hacer algo al respecto y seguir estancados, o enfrentarnos a aquello que nos asusta. Investiga tus miedos, busca en ellos y trata de no evitarlos.  Tener miedo no es para tanto… si podemos continuar adelante.

Un buen ejemplo para abordar esto es el caso de Bruce Wayne… el hombre que está detrás de la máscara de Batman. Este hombre tenía miedo a los murciélagos debido a una situación vivida de niño. Una vez que, supera este miedo, toma la decisión de convertirse en justiciero. Pero va un paso más allá, y decide que su símbolo sea el mismo que le aterraba, el murciélago. Y es que, una vez que somos capaces de superar un miedo, nos conocemos mejor y somos capaces de mejorarnos como personas.

Vivir con miedo no es agradable, y enfrentarse a ello tampoco, pero es algo necesario para pasar de nivel. Debemos combatir esta situación. Podemos hacerlo de diferentes formas dependiendo de cuál sea nuestro miedo. Debemos practicar, visualizar, planear, anticipar, imaginar… Pero lo más interesante de todo, debemos actuar, debemos realizar acciones para superar esta situación. No debemos hacerlo a lo loco, sin tener cierto control de la situación, ya que si fallásemos, el miedo crecería. Por ello debemos de prepararnos previamente como se ha explicado anteriormente.

Resulta muy interesante y motivador ver que, cuando una persona supera un miedo, después puede desarrollar incluso gusto por esa situación concreta. No es extraño que a una persona que le aterraban las alturas, tras superar esta situación, pase a aficionarse a alguna actividad tipo parapente, puenting o paracaídas.

El miedo va muy ligado a las dudas, y en ocasiones éstas no nos ayudan para nada. Fomentar cierta sensación de control y seguridad, ayudará a mitigar esas dudas.  Es importante tener una buena motivación para superar el miedo, darse cuenta de que es necesario tomar cartas en el asunto y que no debemos ponernos excusas. Conseguir cierta perspectiva también nos ayudará en este aspecto.

Con todo esto, sería importante ver que, enfrentarnos a una situación de miedo, nos mejora, ya que por un lado aumentamos nuestro autoconocimiento y por otro aprendemos a gestionar y vivir otra experiencia más. Superar el miedo es dejar de estar paralizado, es avanzar…

¿Te atreves a intentarlo?

Somos MA Psicólogos, un equipo de psicólogos en Oviedo (Asturias). Contamos con servicios de psicología y psiquiatría. Contacta ahora con nosotros y consulta nuestro servicio de orientación psicológica gratuita.

Deja un comentario

16 + veinte =